martes, 30 de agosto de 2011

Soneto CXXI: es mejor ser malvado que ser considerado como tal

Parece que en este caso Shakespeare se defiende de las críticas hacia sus devaneos amorosos procedentes de terceras personas, que presumiblemente han hablado mal de él al joven. Realiza una acrobacia retórica intentando volver la maldad de la que se le acusa hacia sus detractores.


                             Soneto CXXI
Es mejor ser malvado que ser considerado como tal,
cuando al que no lo es se le reprocha el serlo,
y desaparece el placer de la virtud, no por consideración
en nuestro fuero interno, sino por la opinión de los demás.
Pues ¿por qué los falsos ojos adulterados de los demás
deben dar su aprobación a mis devaneos amorosos?
¿O por qué mi degeneración sufre a aún más degenerados espías
 que desde su perspectiva juzgan malo lo que yo considero bueno?
No, yo soy lo que soy, y aquellos que señalan
mis abusos no hacen sino reconocer los suyos:
yo puedo ser recto aunque ellos sean corruptos;
sus torcidos pensamientos no deben interpretar mis actos;
al menos es lo que ellos denuncian: esta maldad generalizada
en la que todos los hombres son malos y reinan en su maldad.

No hay comentarios:

Publicar un comentario